La ebriedad puede llegar a ser uno de los estados más trágicos en la vida de una persona, debido a que no se encuentra estable.

Como es el caso de un hombre a quien le tocó bailar con la más fea al pensar que se encontraba en compañía de la mujer más hermosa, por lo que no lo pensó dos veces y no perdió la oportunidad de tener una noche desenfrenada y disfrutar lo que se podía.

Una noche de fiesta terminó en desastre…

Después de pasar una noche inolvidable su mañana estuvo llena de arrepentimiento, debido a que los efectos de alcohol no le dieron a conocer su error y esto lo llevó a mostrarle al mundo las consecuencias que puede llegar a tener una borrachera.

Por razones personales se desconoce la identidad de estos dos amantes, pero solo se necesita ver el rostro de ambos. Ella tranquila dormida y feliz de la noche de pasión, pero él simplemente revela su frustración. 

Así que aprende la lección en carne propia de este pobre hombre destruido.


Cargando...