Cada tanto la vida nos lanza una bola curva.

No sabemos qué hemos hecho para merecerlas, pero normalmente nos golpean cuando menos lo esperamos. Podría ser perder el trabajo de tus sueños, enterarte de que un ser querido está enfermo o algo menos serio, como perder el último tren a casa luego de pasar la noche fuera.

De cualquier manera, en ese punto, muchos de nosotros comenzamos a perder la esperanza y sentirnos molestos o enojados. Deseamos tener la solución para resolver nuestro problema, pero a veces te superan y no eres capaz de resolverlo en ese preciso momento.

Es por ello que apreciamos y necesitamos el amor y el apoyo de otros. Cuando vienen tiempos duros o estamos en una situación peligrosa de algún modo, todos deseamos tener a alguien que nos tienda una mano y nos asegure que todo saldrá bien. Y esta historia resalta justamente ese hecho.

Hacia fines del 2016, hacían -30º en la ciudad rusa de Chelyabinsk. La nieve caía fuerte y las calles estaban congeladas y húmedas. La mayor parte de la gente estaba abrigada en sus hogares, sin saber que había un minino congelándose literalmente en el hielo, desesperadamente necesitado de ayuda. Fue entonces que dos desinteresados seres humanos llegaron en su rescate.

Notaron que la garra del gato estaba atascada en el hielo y que necesitarían agua caliente para derretir la nieve y liberar al felino. Entonces llenaron un balde con agua caliente y cuidadosamente comenzaron a ayudar al pobre e inocente gato. Lento pero seguro, la garra del gato fue liberada del hielo y quedó libre. La pareja envolvió al adorable felino con una manta y se aseguraron de que estuviera abrigado luego de la odisea por la que había pasado.

El video es algo que todos deben ver, porque resalta la verdadera importancia de estar alejado de la vida de alguien. Todos necesitamos un poco de ayuda de vez en cuando, así que recuerda ser amable con quienes amas.

Si disfrutaste este video, ¡no dejes de compartirlo con tu familia y amigos!

¿Y tú que opinas? Deja tu comentario